Por qué hacer seguimiento a clientes potenciales

por qué hacer seguimiento

Hay muchas razones para el por qué hacer seguimiento a clientes potenciales, y cuando conozcas solo 2 de ellas, sabrás por qué debes hacerte experta en este tema.

En este breve post quiero que puedas visualizar la dimensión del éxito que podrías tener con un buen programa de seguimiento a los clientes que dicen no en primer lugar.

Sigue leyendo y conoce más.

Por qué hacer seguimiento: demuestra compromiso

¿Sabes que el 90% de los emprendedores se rinde después de hacer la llamada estratégica y no llega a concretar la venta? ¿Por qué?

No hacen el seguimiento adecuado. No demuestran su compromiso, no agotan las posibilidades y, muchas veces, la venta está ahí, lista para ejecutarse.

El 80% de las ventas requiere de este seguimiento. Ahora que sabes esto, ¿piensas que insistir no es importante?

Si el cliente no está preparado para comprar ahora: ¡prepáralo!

Nosotras, como emprendedoras, estamos listas para vender pero el cliente no siempre está preparado para comprar. Hay veces que tienes que tener hasta un quinto contacto de seguimiento para conseguir esa venta.

Vender no es soltar tu speech y cobrar. Requiere de una estrategia estudiada. 

Ten en cuenta que un “NO” ahora no tiene por qué ser un “NO” definitivo, y esa es una razón del por qué hacer seguimiento.

Si el cliente llegó a ti es porque necesita mitigar un dolor, una necesidad y, si no le haces un procedimiento adecuado, en lugar de contratarte a ti acabará contratando a tu competencia. Y eso duele.

Cuanto más grande y fuerte sea su dolor, más rápido pasará a la acción.

Haz esa llamada estratégica lo antes que puedas y un seguimiento en las 72 horas siguientes. Tras un “no” inicial, continúa la relación con él, preocúpate por él. Cuando esté listo volverá a ti.

¿Cómo debe ser tu mensaje ?

Personalizado, claro y directo. Después de la llamada, ponte en contacto con él vía email y pregúntale si tiene alguna duda o si necesita que vuelvas a llamarle.

Queda a su disposición.  Ofrécele un bono, háblale de tus próximas formaciones o retos gratuitos. Que el contacto sea continuo.

Y tú, ¿qué estrategia de seguimiento utilizas?

Te invito a conocer más con una sesión estratégica.

También te puede interesar: